En un partido de infarto, los Guardianes de Cleveland defienden su casa y se van al frente en la serie para poner en jaque a uno de los equipos favoritos para llegar a la Serie Mundial por la Liga Americana. Nuevamente la ofensiva local respondió en los momentos cruciales del encuentro y lograron sacar un resultado favorable: 6-5.

El compromiso estuvo determinado por el buen picheo de la franquicia de Cleveland, que a pesar de permitir cinco carreras solo pudieron conectarle cinco imparables, sumado al buen bateo que mostraron a lo largo de los nueve episodios, aunque es cierto que no supieron capitalizar las numerosas oportunidades de anotar de las que gozaron: 15 indiscutibles y solo 6 anotaciones.

Aaron Boone confió en Luis Severino para que sea su lanzador abridor, mientras que Terry Francona mandó a la lomita a Triston McKenzie. Severino disputó cinco entradas y dos tercios, permitiendo 8 hits y 3 carreras; mientras que el derecho de 25 años de los Guardianes permitió 4 incontenibles y se fue con 4.0 de efectividad.

Sufrido pero se logró

Los locales se fueron al frente en el marcador en los primeros episodios. Josh Naylor remolcó la primera rayita con un sencillo en el inning número uno y, posteriormente, Steven Kwan sumó otra a la lista en la segunda entrada.

Con el marcador en 2-0 a favor de los Guardianes, llegó finalmente el batazo que los fanáticos neoyorquinos estaban esperando desde el inicio de la postemporada; Aaron Judge sacó la pelota del parque y empató las acciones a dos en apenas el tercer capítulo de lo que sería un apasionante enfrentamiento.

No tardó mucho en llegar el desempate del equipo visitante. En la quinta entrada, el venezolano Oswaldo Cabrera conectó un cuadrangular de dos carreras por el jardín derecho que le daría ventaja a su equipo por 4-2. Seguidamente, en la sexta, los Guardianes recortaron con sencillo remolcador de Will Brennan.

Un inning más tarde, Harrison Bader bateó un estacazo de vuelta completa que dejaría a los Yankees muy cerca de conseguir la victoria fuera de casa; estaban arriba por dos y restaban tan solo 9 outs para el culmen del partido.

Los Yankees rompen con una racha inmemorable

En la baja del último episodio se hizo presente la respuesta del conjunto local. Sencillos impulsores de Amed Rosario y, luego, Óscar González, fueron los que dejaron en el terreno a unos «Bombarderos del Bronx» que ya saboreaban la victoria.

Significó la primera vez en postemporada que los Yankees de Nueva York pierden un partido luego de llegar a la novena con ventaja de dos carreras o más.


Like it? Share with your friends!

David Benítez - @davirso_benitez
Estudiante de Comunicación Social | Locutor profesional | Redactor de MLB para Hispanic Sports Media

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *