Loading...

En el ´FTX Arena´ se citaron Miami Heat y Phoenix Suns, líderes del Este y Oeste de la NBA. Por Miami se quedó fuera de acción Jimmy Butler mientras que por Phoenix, Chris Paul. Los locales están viviendo una dulce localía tras hilvanar varia victorias. La última de ellas ante los Philadelphia 76ers.

Heat y Suns empezaron a todo tren

En un gran primer cuarto, donde se impuso Miami por 29-27, ambos equipos sacarían provecho, cada uno, de alguna de la fortalezas que los ha traído hasta acá. Por parte de Miami, una de esas fortalezas es aprovechar los buenos arranques de partido, donde Duncan Robinson aprovecharía las libertades para anotar 4 triples en 6 intentos y así cerrar el primer parcial con 12 puntos. Por parte de Phoenix, Deandre Ayton dominaría la pintura con 9 puntos y ante el quizás mejor defensor de la posición en la liga: Bam Adebayo.

No decepcionarían al medio tiempo

Cuando Miami más lo necesitaba, aparecería Tyler Herro anotando 12 puntos y regalando lo que estaba siendo un juegazo entre ambos equipos. Pero Deandre Ayton no estaba muy de acuerdo con Herro y anotaría 6 puntos, para llegar a 15, y así regalarnos un recital de como se juega la posición de centro, tanto a la defensiva como a la ofensiva. Además, comenzaría la fiesta ofensiva colectiva de los Suns: hasta 4 jugadores anotaron al menos 5 puntos en este segundo para igualar las acciones 28-28 en dicho parcial y cerrar 55-57 favorable a la visita.

Los Suns fueron una pesadilla en el tercer cuarto

Fatal es la palabra que describió el tercer periodo del Miami donde Phoenix se impuso 34-19 y encaminó la victoria con una grandiosa defensa provocando un pobre 29.2% en tiros de campo y apenas 12.5 desde la línea de los 3 puntos. Y llegaría el momentos de los perimetrales: el show de Devin Booker junto a Mikal Bridges se haría presente en el sur de la Florida, combinándose ambos para 17 puntos y dejar la mesa servida para el último período.

Loading...
Loading...
Deandre Ayton dominó al Miami Heat. Cortesía: NBA

No habría reacción por parte de Miami

Phoenix mantendría la misma tónica del tercer cuarto al provocar muchos tiros errados del Heat. En muchos casos, tiros de larga distancia con desespero debido al marcador del partido. Miami anotaría su primer punto del último parcial faltando 11:26 minutos y no seria sino hasta que el reloj marcaba 5:40 por jugar cuando Dewayne Dedmon anotaría apenas el segundo punto del Heat, que fue pulverizado por una de las mejores defensas de la NBA.

Los visitantes cerrarían el partido con una fácil victoria por 90-111, destacando a todos los titulares de los Suns, quienes anotaron cada uno al menos 11 puntos en este fácil victoria. Por Miami, destacó Duncan Robinson con 22 puntos y 6 triples. El Heat descansará un par de días y recibirá este viernes a los Cleveland Cavaliers mientras que los Suns volverán a casa para recibir a los Toronto Raptors.

EL DATO: Los Phoenix Suns son el mejor equipo de la NBA y ya aseguraron matemáticamente su puesto en los playoffs.

Loading...

Like it? Share with your friends!

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.